Incendios Forestales

Incendios Forestales

Incendios Forestales


Índice
  • Introducción
  • ¿Que es un Incendio Forestal?
  • Origen de los Incendios Forestales
  • ¿Cuales son las Fases del Incendio Forestal?
  • ¿Cuales son los Tipos de Incendios Forestales?
  • ¿Cuales son las causas de los Incendios Forestales?
  • ¿Cuales son las Consecuencias de los Incendios Forestales?
  • ¿Cómo prevenir y evitar los Incendios Forestales?
  • ¿Que podemos hacer para prevenir los Incendios Forestales?
  • ¿Como se combate los Incendios Forestales?
  • Conclusiones
  • Fuentes
  • Compartirlo
  • Comentarios

¿Que es un Incendio Forestal?

Un incendio forestal es el fuego que se extiende sin control en terreno forestal o silvestre, afectando a combustibles vegetales, flora y fauna. Un incendio forestal se distingue de otros tipos de incendio por su amplia extensión, la velocidad con la que se puede extender desde su lugar de origen, su potencial para cambiar de dirección inesperadamente, y su capacidad para superar obstáculos como carreteras, ríos y cortafuegos.

Fenómeno que se presenta cuando uno o varios materiales combustibles en bosques, selvas y otro tipo de zonas con vegetación son consumidos en forma incontrolada por el fuego, el mismo que puede salirse de control y expandirse muy fácilmente sobre extensas áreas.


Origen de los Incendios Forestales

De acuerdo con el informe Luces y Sombras de la lucha contra los incendios forestales elaborado por Ecologistas en Acción, una media del 95% de los incendios forestales que han tenido lugar en los últimos diez años tienen origen en causas humanas. Al menos, así se desprende de un informe elaborado por Ecologistas en Acción que también indica que los fuegos han quemado en esta década más de un millón de hectáreas, lo que equivale al 2% de la superficie del territorio español.


¿Cuales son las Fases del Incendio Forestal?

Un incendio posee tres fases distintivas: iniciación, propagación y extinción:

Iniciación: es el comienzo del incendio producido por causas naturales o mayoritariamente por la acción del hombre.

Propagación: es la extensión del incendio por la vegetación cercana.

Extinción: es la finalización del incendio por causas naturales (lluvia o falta de vegetación) o por acción humana (labores de extinción)

La propagación del fuego dependerá de las condiciones atmosféricas, de la topografía del lugar en el que se produzca y de la vegetación presente en el mismo. Normalmente se ocasionan en climas secos o subsecos, como el mediterráneo, donde la vegetación sufre estrés hídrico y además algunas especies vegetales como los pinos contienen resinas que ayudan a que el incendio se propague mejor y sea más virulento. Asimismo generalmente también poseen mecanismos de adaptación al fuego como por ejemplo las piñas serotinas.


¿Cuales son los Tipos de Incendios Forestales?

El estudio de los incendios forestales distingue entre distintos tipos de fuegos, lo cual resulta útil a la hora de considerar las medidas más apropiadas de prevención y/o de extinción dado que pueden ser diferentes para uno u otro caso.

Según por donde se propaga

Fuego de suelo o subsuelo: El fuego se propaga por la materia orgánica en descomposición y las raíces. Casi siempre se queman despacio y en combustión incandescente (poca o ausencia de llama) al no disponer de suficiente oxígeno.

Fuego de superficie: El incendio se propaga por el combustible que encontramos sobre el suelo, incluye la hojarasca, hierbas, arbustos y madera caída pero no inmersa en la hojarasca en descomposición.

Fuego de copas:

Antorcheo: Paso de fuego de superficie a fuego de copas, pero solo de forma puntual en algunos pies.

Copas pasivo: Es el fuego que avanza por las copas de los árboles acoplado y dependiente de un fuego de superficie, si se extingue este se detiene el de copas.

Copas activo: Es el fuego que avanza por las coronas de los árboles independientemente de la superficie. Solo se puede atacar de forma indirecta y suele necesitar un viento mayor de 30 km/h y proximidad de copas (alta densidad aparente de copas y largas copas).

Según el tamaño
Según el elemento que rige el incendio:
Combustible, gas, topográfico, conducido por viento y hambriento.


¿Cuales son las causas de los Incendios Forestales?

Las causas que originan un incendio forestal se agrupan pues en tres categorías principales:

Intencionados: representan un 60-70 % de los casos. Las motivaciones son variadas, siendo con diferencia las más comunes la quema no autorizada, ilegal e incontrolada de superficies agrícolas, ya sea para la eliminación de rastrojos o matorrales ("quema agrícola") o para la regeneración de pastos para el ganado. Otras motivaciones menos corrientes detrás de un incendio provocado son la piromanía, usos cinegéticos, vandalismo, venganzas personales, especulación urbanística, bajar el precio de la madera, etc. Cabe señalar que el delito de incendio está tipificado en muchas legislaciones.

Negligencias y otras causas accidentales: representan un 15 %-25 % de los casos. En este apartado, las quemas agrícolas (en este caso autorizadas, pero en las que los autores perdieron el control del fuego extendiéndose éste por la superficie forestal colindante) están también entre las causas habituales. Otras causas son las colillas y hogueras mal apagadas, quema de basuras, trabajos forestales, etc.

Naturales: representan menos de un 5 % de los casos. Se deben casi siempre a la acción de un rayo.
Por último, en contadas ocasiones (menos del 2 %) un incendio es una reproducción de un incendio anterior que no llegó a extinguirse del todo y se extiende a una nueva zona.

Cabe aclarar que los porcentajes indicados son valores promediados –la frecuencia de la intencionalidad, por ejemplo, puede variar mucho de unas regiones a otras–. casi en cualquier lugar, en cualquier momento. La mayoría de los riesgos de incendio ocurren cuando el clima es seco y caliente.

Los incendios forestales pueden iniciarse también cuando la gente es descuidada con el uso de cigarrillos, cuando se cocina en el bosque, o cuando se enciende una fogata. Algunas veces, la gente inicia incendios intencionalmente (incendios premeditados).

Las condiciones para que un incendio forestal se propague son tres y los bomberos le llaman el triángulo de fuego:

Combustible: material inflamable que esté cerca del fuego, incluidos los árboles, la hierba, la maleza e incluso las casas.

OxigenoEl aire o viento proporciona el oxígeno que el fuego necesita para arder.

Fuentes de calor: Las fuentes de calor contribuyen a desencadenar el fuego y hacen que el combustible esté lo suficientemente caliente para prenderse.

El dato: Los rayos, las fogatas, los cigarrillos, los vientos cálidos e incluso el sol pueden proporcionar el calor suficiente para desatar un incendio.


¿Cuales son las Consecuencias de los Incendios Forestales?

Entre las diversas formas de impacto que producen los incendios forestales se pueden destacar las siguientes:

Erosión del suelo al desaparecer la capa vegetal. Esta desprotección del suelo frente a la elevada erosividad de las lluvias provoca grandes pérdidas de suelo y nutrientes, pero no es solo este el efecto sobre el sistema edáfico. Las altas temperaturas modifican la composición biológica y química del suelo.

Muerte o daños físicos a una parte de la población animal de la zona, especialmente la que tenga menos movilidad (invertebrados, crías de aves o mamíferos, etc.), por quemaduras o intoxicación respiratoria.

En algunas ocasiones, muerte o daños físicos a las personas que intervienen en la extinción de los incendios o que resultan atrapadas por él.

Ocasionalmente, perjuicios a la salud de las poblaciones humanas próximas.

Destrucción de bienes e infraestructuras (casas, almacenes, postes de electricidad y comunicaciones, etc.)

Corte temporal de vías de comunicación.

Perjuicios económicos por la pérdida de madera y/o productos alimenticios, así como los costes de las labores de regeneración de las zonas afectadas.

Alteraciones, a veces de forma irreversible, del equilibrio del medio natural.

Contaminación de ríos que reciben las aguas de lluvia que atraviesan la zona quemada arrastrando partículas y cenizas en suspensión.

Impacto sobre el paisaje.


¿Cómo prevenir y evitar los Incendios Forestales?

La prevención del fuego se basa, por una parte, en intentar evitar que se provoquen incendios forestales, y por otra parte en minimizar sus consecuencias una vez declarados. En tal sentido, podemos hablar de los siguientes tipos de medidas:

La concienciación social, con la finalidad de educar a la población en un uso racional del fuego, evitando situaciones de riesgo. Puede realizarse mediante campañas informativas y multas coercitivas.

El cuidado y planificación de las masas forestales y los bosques, mediante la realización de cortafuegos y una planificada y extensa red de pistas forestales y depósitos de agua.

La limpieza periódica de bosques mediante las oportunas labores selvícolas, así como las labores de desbroce.
La introducción en franjas delimitadoras de especies con un bajo poder combustible.

La realización de quemas preventivas (quema prescrita) durante períodos de bajo riesgo de incendio.

La adopción de medidas legislativas orientadas a prevenir que existan personas o colectivos que puedan sacar beneficio de los incendios.

Reforzar la persecución policial y judicial de los incendiarios para evitar que puedan quedar impunes.


¿Como se Combate los Incendios Forestales?

Las acciones para extinguir al fuego las ejecuta el personal con las herramientas y equipos necesario. Pero la forma, cómo y dónde extinguen al fuego dependerá de los métodos de combate a aplicar.

Para contener al incendio, para detener su avance, de modo de poder extinguirlo más tarde, se identifican dos métodos: el directo y el indirecto, dependiendo, respectivamente, si el incendio es controlado con el trabajo de la brigada junto al fuego o bien si el personal trabaja a una cierta distancia de él, interviniendo la vegetación en la trayectoria del fuego para dejar al incendio sin combustible.

Método directo

En este método el control del incendio se logra extinguiendo al fuego en el frente de avance, llamado la cabeza del incendio, y en otros sectores activos. Para ello los brigadistas cubren al fuego con tierra lanzada con palas, enfrían con agua y cortan la continuidad de la vegetación combustible en el mismo borde del incendio.

Este método, también conocido como ataque directo, se usa en vegetación de poco tamaño, en incendios iniciándose, aún pequeños, en sectores menos intensos de un incendio mayor y para extinguir pequeños focos de fuego originados por pavesas, o sea brasas transportadas por el viento más delante de la cabeza.

Método indirecto

El control se logra rodeando al incendio, encerrándolo dentro de una línea de control, a cierta distancia de la cabeza del incendio y de sus lugares activos. A esa distancia ya no es posible lanzar tierra o agua, por lo que el combate indirecto se basa en eliminar o cortar la continuidad de la vegetación en la trayectoria del incendio.

Una línea de control, por su parte, es el conjunto continuo de cortafuegos naturales y artificiales ya presentes en el área afectada y de los cortafuegos que se construyen durante el combate. También forman parte de la línea de control los bordes del incendio extinguidos naturalmente y los bordes que se extinguen mediante el trabajo del personal.

Una vez controlado el avance del incendio, logrando detenerlo dentro de la línea de control, se inicia la etapa llamada de liquidación, donde se extingue todo fuego en el borde del incendio y al interior de la línea de control.

La grilla

En el curso del combate al fuego, el Jefe de Incendio y los otros mandos que componen la organización necesitan planificar acciones, dar instrucciones y emitir informes de avance de la operación. Para ello hay que aludir a los diferentes lugares del incendio, situación donde se producen confusiones, por ejemplo informar sobre el flanco derecho (pero ¿a la derecha de quién?), el foco más grande, al lado de allá, etc. Para precisar las ubicaciones se utiliza una grilla sobrepuesta en un mapa del incendio, donde, independiente de donde esté el Norte, los sectores 1 y 6 corresponden a la cabeza del incendio y los sectores 3 y 4 a la cola. De esta forma se aludirá al sector 1 donde operan 3 brigadas, al 6 donde operan los aviones cisterna y dos brigadas y al 3 y 4 como ya extinguidos.
¿Que podemos hacer para prevenir los Incendios Forestales?

Los incendios forestales se deben a descuidos humanos y es por ello que somos nosotros los que de emergencia debemos tratar de buscar una solución al problema.

Uno de los aspectos más importantes en el control de los incendios forestales es el sistema que permita localizarlos antes de que tengan ocasión de extenderse.

Las patrullas forestales con base en tierra y las torres de vigilancia han sido, en gran medida, desplazadas por aeroplanos o helicópteros que detectan los incendios, determinan su localización en el mapa y vigilan su desarrollo.

Como sabemos que los fuegos de suelo, una vez declarados, son difíciles de extinguir, lo que se hace en la gran parte de los incendios es tratar de controlar excavando zanjas a su alrededor y dejando que se extingan por sí mismos. Eso es lo que aplican algunos parques y reservas, donde el objetivo es mantener las condiciones naturales.

Llama la atención que a veces los fuegos son usados para eliminar residuos tras una tala, favorecer el crecimiento de plantones de árbol, o impedir que se acumulen productos combustibles. En las condiciones controladas de la silvicultura los incendios benefician tanto a la fauna silvestre como al ganado.

Pero para tratar de subsanar las secuelas de incendios descontrolados, a juicio del Fondo Mundial para la naturaleza lo ideal seria desarrollar, a partir de los estados, proyectos de reforestación.

PARA MAYOR INFORMACIÓN Y REPORTAR SITUACIONES QUE DESTRUYEN EL AMBIENTE LLAMAR AL

MINAMB: 0800 AMBIENTE 26243683

IMPARQUES: O800 EL AVILA 3528452

PROTECCIÓN CIVIL: 0800 LLUVIAS 5588427

SISTEMA DE EMERGENCIA ESTADALES, MUNICIPALES: POLICÍAS, BOMBEROS Y PROTECCIÓN CIVIL:
171


Conclusiones

Los incendios forestales representan un problema que afecta enormemente los ecosistemas forestales y que tienen dimensiones económicas, sociales, ambientales y ecológicas complejas.

Para que la prevención, el control y el manejo de incendios sean eficaces, es preciso que a las comunidades locales y a los propietarios de tierras se les confieran facultades decisorias y se les dote de autoridad. Los controles impuestos por medidas legales o decisiones externas, como por ejemplo, prohibir la quema como medio para limpiar tierras, han sido y seguirán siendo un rotundo fracaso. Sin embargo, las iniciativas por hacer que el sector privado y las comunidades locales se hagan responsables de la quema y el manejo del fuego deben ir acompañadas de campañas de sensibilización, programas de educación públicos e incentivos. También será preciso resolver las deficiencias que tienen las instituciones locales, pues ellas entorpecen las iniciativas que toman las comunidades por poner en práctica y mantener las medidas y metodologías pertinentes.





Para el Lector Interesado

https://es.wikipedia.org/wiki/Incendio_forestal



¿Sabías Qué?

Los seres humanos poseemos una curiosidad innata, y está comprobado que, si dejamos de estimularla, el aburrimiento adormecerá nuestra inteligencia.

Para saciar esa curiosidad, creamos contenidos de Educación Ambiental de la más alta calidad, y sólo pedimos que nos ayuden a difundirlos por favor:

También te puede interesar

4736820290328433435

También te puede interesar

Publicar un comentario

Síguenos

Lo más destacado

item