Top Ad unit 728 × 90

Reciente

recent

Consumismo

el consumismo

El Problema del Consumismo



Contenido

  • Introducción 
  • ¿Qué es Consumo? 
  • ¿Qué es el Consumismo? 
  • ¿Cuál es el origen y antropología del consumismo? 
  • ¿Cuáles son los tipos o clases de Consumismo? 
  • ¿Cuáles son las consecuencias del Consumismo? 
  • ¿Cuáles son las actitudes ante el consumismo? 
  • Conclusiones



Vivimos inmersos en una sociedad que sitúa el consumo constante de bienes y servicios en la cima de su escala de valores, en la que cualquier ser vivo, objeto, idea, o sentimiento es susceptible de ser comercializado; que induce a conductas de consumo irresponsables, generando nuevas necesidades al acelerado ritmo que impone el mercado.

También puedes ver: El problema de la Basura


¿Qué es Consumo?


Consumo es la acción y efecto de consumir o gastar, bien sean productos, bienes o servicios, como por ejemplo la energía, entendiendo por consumir como el hecho de utilizar estos productos y servicios para satisfacer necesidades primarias y secundarias. 

El consumo masivo ha dado lugar al consumismo y a la denominada sociedad de consumo.

¿Qué es el Consumismo?

El consumismo es tanto la acumulación, compra como el consumo de bienes y servicios considerados no esenciales.

El consumismo a gran escala en la sociedad contemporánea compromete seriamente los recursos naturales y la economía sostenible. 

¿Cuál es el origen y antropología del consumismo?


El consumismo inicia su desarrollo y crecimiento a lo largo del Siglo XX como consecuencia directa de la lógica interna del capitalismo y la aparición de la mercadotecnia o publicidad -herramientas que fomentan el consumo generando nuevas necesidades en el consumidor-.

El consumismo se ha desarrollado principalmente en el denominado mundo occidental -extendiéndose después a otras áreas- haciéndose popular el término creado por la antropología social sociedad de consumo, referido al consumo masivo de productos y servicios.

¿Cuáles son los tipos o clases de Consumismo?


Consumo experimental: el consumo del producto o servicio se produce por novedad o curiosidad.

Consumo ocasional: el consumo es intermitente, basado en la disponibilidad del bien o servicio o en la satisfacción de necesidades no permanentes.

Consumo habitual: el consumo ya forma parte de las actividades cotidianas del sujeto.

Consumo compulsivo

El trastorno de compra compulsiva (TCC) es un trastorno psicológico del control de impulsos, caracterizado por preocupaciones excesivas relacionadas con las compras y por la necesidad irresistible de comprar de forma masiva objetos superfluos, acompañados de sentimientos de ansiedad, irritabilidad o malestar, y consecuencias adversas como el endeudamiento.

Consumerismo

El término consumerismo, usado por los agentes sociales que están en contacto con la defensa de los intereses de los consumidores y usuarios, como pueden ser las organizaciones de consumidores, engloba un consumo responsable, ético y solidario, que consiste en consumir con criterios responsables, teniendo en cuenta la historia de los productos que compramos y las repercusiones medioambientales y sociales de ese consumo.


Consumo sostenible

La definición más aceptada de Consumo Sostenible es aquella propuesta en el Simposio de Oslo en 1994 y adoptada por la tercera sesión de la Comisión para el Desarrollo Sostenible (CSD III) en 1995:

"El uso de bienes y servicios que responden a necesidades básicas y proporcionan una mejor calidad de vida, al mismo tiempo que minimizan el uso de recursos naturales, materiales tóxicos y emisiones de desperdicios y contaminantes sobre el ciclo de vida, de tal manera que no se ponen en riesgo las necesidades de futuras generaciones".

Entre las diferentes interpretaciones y acepciones del concepto, existen una serie de elementos comunes en todas ellas, que caracterizan el Consumo Sostenible por:

  • Satisfacer las necesidades humanas. 
  • Favorecer una buena calidad de vida por medio de estándares de vida dignos. 
  • Compartir los recursos entre ricos y pobres. 
  • Actuar tomando en cuenta las generaciones futuras. 
  • Considerar el impacto “desde la cuna hasta la tumba” de los productos al consumirlos. 
  • Minimizar el uso de los recursos, los residuos y la contaminación. 

¿Cuáles son las causas del Consumismo?



  • La falta de identidad de cada una de las personas al no conocer sus necesidades esenciales, y por no estar claro en relación a las necesidades de los más cercanos a cada uno.
  • La publicidad, que en algunas ocasiones consigue convencer al público de que un gasto es necesario cuando antes se consideraba un lujo.
  • La predisposición de usar y tirar muchos productos, sin tener en cuenta el daño que esto puede hacer ecológica y económicamente.
  • La baja calidad de muchos productos, que conllevan un período de vida relativamente bajo (obsolescencia programada), los cuales son atractivos por su bajo costo, pero a largo plazo salen más caros y son más dañinos para el medio ambiente.
  • Algunas patologías como obesidad o depresión que nos hacen creer más fácilmente en la publicidad engañosa, creyendo con esto que podemos resolver nuestro problema consumiendo indiscriminadamente alimentos, bebidas, artículos milagrosos u otro tipo de productos.
  • El desecho inadecuado de objetos que pueden ser reutilizados o reciclados, ya sea por nosotros o por otros.
  • La cultura y la presión social.

¿Cuáles son las consecuencias del Consumismo?



  • Global: Es dañino para el equilibrio ecológico en su totalidad ya que actualmente existen muchos problemas relacionados con el excesivo consumo de recursos naturales que se hace a nivel mundial así como el que los procesos de producción en su gran mayoría generan contaminación.
  • Regional: La preferencia de productos innecesarios o fácilmente sustituibles de una población que son producidos en otra región ayuda a desequilibrar la balanza comercial entre las regiones.
  • Social: Frecuentemente se ayuda a la mala distribución de la riqueza, ya que los consumidores son por lo general de un nivel socioeconómico inferior que los dueños de las compañías generadoras de los productos objetos de consumismo.
  • Familiar: Al caer en el consumismo aumentamos nuestros gastos de forma innecesaria comprando cosas que pudiéramos evitar o reducir como productos cuya publicidad promete milagros, productos de vida útil baja o productos sustitutos de otros naturales.
  • Personal: Diversas opciones consumistas son menos saludables que las que no lo son. Por ejemplo, hacerse un zumo de naranja en casa en lugar de comprar uno empaquetado que además de contener conservante, viene con envases que acaban en la basura inorgánica.

¿Cuáles son las actitudes ante el consumismo?


Qué lo aumentan

A nivel doméstico:


  • Consumir productos de un solo uso o de un número pequeño de usos en lugar de productos más duraderos.
  • Consumir productos que generan grandes cantidades de residuos, en particular, plásticos y otros residuos no biodegradables. 
  • La cantidad de basura inorgánica que generamos es notablemente superior a la cantidad de basura orgánica.

Otra característica de las personas actuales es el consumismo, cuando el dinero domina a estas, la ciudad se convierte en un gran mercado y su habitante en un ser productor y consumidor.

Qué lo reducen


  • La educación, conciencia y cultura ambiental.
  • Uso racional de los recursos Naturales.
  • Comprar objetos de segunda mano.
  • Considerar diversas consecuencias de un producto antes de su adquisición, como son su impacto en la salud, en el ecosistema y en la economía local y personal. También el motivo que hace requerirlo, si es una necesidad concreta o creada artificialmente por medio de la publicidad o la moda.
  • El consumo responsable.
  • Medidas de conservación ambiental, ecológica y sostenible.


Conclusiones




El consumo, por tanto, comprende las adquisiciones de bienes y servicios por parte de cualquier sujeto económico (tanto el sector privado como las administraciones públicas). Significa satisfacer las necesidades presentes o futuras y se le considera el último proceso económico.

Constituye una actividad de tipo circular en tanto en cuanto que el ser humano produce para poder consumir y a su vez el consumo genera producción.

El consumo es un proceso económico asociado a la satisfacción de las necesidades y deseos de los agentes económicos. El consumo como tal se produce en todos los sistemas económicos. Por otra parte, el consumismo, propiamente dicho, es una característica de determinados sistemas económicos.

El consumismo, genera más consumismo, trayendo consigo consecuencias como el deterioro del medio ambiente, a causa de los residuos producidos, además de arrebatarle la identidad a la gente, haciéndoles creer que son lo que poseen. estos hechos sencillamente no pueden traer consecuencias beneficiosas, al contrario, solo trae injusticia con la gente que no puede adquirir sus servicios y con las futuras generaciones, quienes encontrarán un planeta contaminado y agotado, gracias a las “necesidades” de sus antecesores, quienes creyeron que en el consumismo, podrían alcanzar la felicidad.


Consumismo, problema con repercusión en la calidad ambiental y de vida de la humanidad

Consumismo Reviewed by Temas Ambientales on 12:12 Rating: 5

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.